¿Cómo elegir el sofá-cama para nuestra casa?

Cada vez más personas deciden comprar un sofá-cama para su vivienda. Esto se debe por la falta de espacio en las casas así como por la funcionalidad y la utilidad de estos sofás. Normalmente, se compran por si acaso vienen visitas a casa. Sin embargo, acabarás utilizándolos en cualquier momento ya sea porque vienen familiares a visitarte, porque a tus invitados se les ha echado la hora encima o por algún imprevisto (amigos, sobrinos, hermanos… que se tienen que quedar a dormir de repente).

Los sofás-camas nos proporcionarán enormes ventajas. Son sinónimo de comodidad. Por la compra de un mueble, tendremos dos. Lo usaremos para ver la televisión o para dormir la siesta. Por otro lado, es una cama de invitados. Otro de sus beneficios es que ocupará el mismo espacio que un sofá normal. Solo que aprovecharemos mejor el espacio. Con un solo gesto tendremos una cama en el salón y a la mañana siguiente, lo recogeremos y volveremos a tener nuestro sofá para ver la televisión o para sentarnos después de una dura jornada laboral.

Si estás pensando comprar un sofá-cama, tendrás que tener en cuenta una serie de aspectos. En Espacios e Ideas te damos las claves para elegir tu sofá-cama.

Pautas para comprar tu sofá-cama

  • ¿Cuánto y cómo vas a usarlo?: El sofá-cama podrá ser solo para invitados o para dormir todas las noches. Si lo vas a usar a diario o con mucha frecuencia, deberás invertir un poco más ya que ganarás en calidad y salud.
  • Sistema de apertura y cierre: otro aspecto importante es que sea fácil de abrir y cerrar. Tanto si lo vas a utilizar a diario o de forma esporádica, deberás elegir un sofá-cama que sea fácil de recoger y de abrir. Lo más cómodo y práctico son aquellos sistemas que te permiten recoger la cama hecha.
  • Espacio disponible: el tamaño del sofá irá en función del espacio que tengamos disponible. Es importante que midas el espacio libre que hay delante del sofá. De esta forma, te evitarás problemas en el futuro. Asegúrate que el sofá entra tanto abierto como cerrado.
  • Materiales resistentes y duraderos: no te fijes solo en el diseño del sofá-cama sino también en sus materiales. Elige siempre telas que sean resistentes para el uso diario.

Compra tu sofá-cama en Espacios e Ideas. Entra en nuestra tienda online y échale un vistazo a los diseños de sofá-cama que tenemos en venta. Todos ellos destacan por su calidad y por su comodidad. Tus invitados dormirán cómodamente.

Cómo planificar el espacio para la decoración

¿Te acabas de mudar y tienes que decorar un piso vacío? Esta situación puede ser bastante estresante, especialmente si no tienes las ideas claras. La decoración no es tan sencilla como colocar la cama, el armario y el escritorio en el dormitorio o el sofá, una mesita y una mesa de comedor en el salón. La decoración va mucho más allá. De hecho, la pieza clave es la planificación. A través de ella, conseguiremos una buena distribución de nuestra vivienda. Sacaremos el máximo partido el espacio. Además, lograremos decorar nuestra vivienda a nuestro gusto. Si estás un poco perdido o perdida en la decoración de tu hogar, desde Espacios e Ideas os vamos a explicar cómo planificar el espacio.

Planificación del espacio

La planificación del espacio requiere tener en cuenta una serie de factores. Tenemos que tener clara la función de cada habitación. Asimismo, tenemos que ser consciente del tamaño de la misma así como de sus limitaciones físicas. Tampoco nos podemos olvidar del mobiliario. Hay que seleccionar los muebles del hogar que mejor se adaptan al espacio, pero sin olvidar nuestras preferencias o nuestras limitaciones económicas.

Por tanto, antes de comenzar el proyecto de decoración, hay que tener en cuenta los siguientes factores:

Definir la función de cada espacio

Piensa para qué vas a utilizar ese espacio y quién lo va a usar. Por ejemplo, en el caso de las habitaciones, deberás elegir el dormitorio principal. En caso de tener hijos, deberás seleccionar una habitación para cada uno. Por el contrario, si no tienes hijos, deberás pensar para qué vas a utilizar esas habitaciones: como despacho, como dormitorio de invitados…

Ser preciso con las medidas

Cualquier error en las medidas puede estropear el proyecto decorativo. Hay que ser muy preciso a la hora de medir el espacio. Lo ideal será realizar un plano con la distribución de la vivienda. De esta forma, podrás escribir las medidas evitando así que se te olviden o que te equivoques a la hora de comprar los muebles. Mide y verifica las medidas para evitar problemas como que los muebles no entren por ser demasiado grandes (aunque sea por un milímetro) o que te hayas quedado corto con la medida. El objetivo es conseguir el ajuste perfecto. Ten cuidado sobre todo a la hora de medir el comedor, el baño y la cocina.

Elegir los muebles más adecuados

Definido el espacio y tomadas las medidas, toca el turno de elegir el mobiliario. Los muebles deben ser funcionales, pero también cómodos. Se deben adaptar al espacio. Evita recargar demasiado las habitaciones. El objetivo es colocar muebles funcionales, cómodos y que dejen espacio para poder moverse libremente.

Fluidez en los espacios

Cada espacio estará distribuido y decorado según la actividad que se va a desarrollar. Sin embargo, debe existir una fluidez en todos los espacios. Nos referimos a que exista una conexión entre todos ellos. Por ejemplo, elegir las mismas puertas para toda la casa, el mismo suelo para los dormitorios y el salón o combinar los colores tanto del mobiliario como de las paredes.

¿Necesitas ayuda con la decoración de tu vivienda? Si acabas de comprar una vivienda y no sabes cómo decorarla, contrata nuestro servicio proyectos de decoración. En Espacios e Ideas llevamos más de 20 años realizando proyectos de decoración tanto interior como exterior. Contacta con nosotros e infórmate de nuestro servicio personalmente.

La importancia de las lámparas de sobremesa

Las lámparas de sobremesa cumplen una función muy específica a la vez que necesaria, sobre todo en algunas actividades. Nos ofrecerán un ambiente agradable y relajado si las situamos en la entrada o en el salón. Este tipo de lumínica es ideal para cuando estamos viendo la televisión o para dejarlas encendidas cuando regresamos tarde a casa, así no estará todo oscuro. También son las lámparas perfectas para colocarlas en las mesillas de noche. Nos ofrecerán una luz suave por si acaso nos tenemos que levantar por la noche o para primera hora de la mañana. Otra zona donde tienen especial importancia son las mesas de estudio o de trabajo. En esta área son imprescindibles las lámparas de sobremesa o los flexos. Podremos trabajar o estudiar con una luz adecuada para garantizar nuestra salud ocular.

A pesar de su importancia, a veces nos olvidamos de sus usos. Nos centramos más en las lámparas de techo dejando en un segundo lado las lámparas de sobremesa. Esto es un gran error. La razón es porque para conseguir una correcta iluminación será necesario combinar diferentes tipos de lámparas. De esta forma, se mezclarán diferentes colores e intensidades lumínicas. Las lámparas de techo proporcionarán una luz dispersa, es decir, iluminarán todo el espacio. Por otro lado, las lámparas de sobremesa ofrecen una luz más específica, más focalizada. Gracias a estas lámparas evitaremos las incómodas sombras.

Usos de las lámparas de sobremesa

  • Zona de trabajo o estudio: hablamos de los flexos. Son lámparas fijas o con brazos flexibles con el objetivo de poder poner la luz a la altura que necesitemos. De esta forma, disfrutaremos de la luz en un área más o menos delimitada.
  • Área de lectura: en este caso necesitaremos o una lámpara de sobremesa o una lámpara de pie. En el caso de elegir una lámpara de sobremesa, necesitarás una mesa auxiliar la cual tendrá que estar colocada cerca del sofá. Ideal para leer, para estar con el móvil o para coser.
  • Mesita de noche: es todo un clásico. Tener una lámpara de sobremesa en nuestra mesita de noche es una idea práctica y funcional. La utilizaremos para leer en la cama, para levantarnos por la noche o para encenderla cuando nos despertemos.
  • Entrada y pasillo: mucha gente opta por poner una lámpara de sobremesa en la entrada de casa o en el pasillo. Es una buena idea ya que podremos dejarlas encendidas cuando regresemos tarde a casa. También podremos usarlas cuando tenemos invitados cenando. Así crearemos un ambiente más agradable.

Si estás buscando lámparas de sobremesa, entra en Espacios e Ideas. Tenemos un amplio catálogo de lámparas de sobremesa. Podrás encontrarlas con diferentes diseños y modelos desde clásicos hasta modernos. Todas nuestras lámparas destacan por su calidad. Además, podrás encontrar lámparas de techo y de pie.